);

Fisioterapia en el Barrio de Salamanca

Vivir con dolor de cabeza no es plan

Vivir con dolor de cabeza

Vivir con dolor de cabeza no es plan

El dolor de cabeza es una de las dolencias leves más comunes. Decimos leve porque no constituye una alteración grave de las funciones de nuestro organismo aunque, como sabemos, es muy molesta  e incluso incapacitante.

Muchas personas sufren dolor de cabeza casi a diario. Tal vez tú seas una de esas personas y hayas probado ya un buen puñado de métodos para intentar aliviar el dolor, desde antiinflamatorios hasta remedios naturales. Paradójicamente, el consumo excesivo de medicamentos para combatir el dolor de cabeza puede llegar a producir, precisamente, más dolor, lo que se denomina cefalea de rebote.

Como fisioterapeutas, podemos ayudarte a dejar de vivir con dolor de cabeza, especialmente si tiene un origen tensional. Te explicamos cómo.

Vivir con dolor de cabeza: migrañas y cefaleas tensionales

Fundamentalmente, hay dos tipos de dolores de cabeza: las migrañas y las cefaleas tensionales.

Las migrañas se producen por una actividad cerebral anormal aunque todavía no está claro cuáles son las causas directas. Lo que sucede en nuestro cerebro es que se activan o irritan las fibras de uno de los doce pares de nervios que recorren la cabeza, el trigémino.

En algunos casos, las migrañas son hereditarias. Pero también pueden responder a otras causas muy diversas, desde cambios hormonales hasta nuestra dieta, la ingesta de alcohol, las luces brillantes o el estrés. Debido a la gran cantidad de causas y a que se desconoce el origen del dolor, es difícil encontrar un tratamiento eficaz para las migrañas. Sin embargo, sí que es posible reducir el malestar asociado a ellas.

Osteopatía para tratar las migrañas

La osteopatía cuenta con varias técnicas para tratar las migrañas y mitigar el dolor. En concreto, la osteopatía craneal ayuda a separar las suturas del cráneo, consiguiendo aliviar las tensiones y estrechamientos que se han podido crear en los huesos craneales.

Por otra parte, los dolores de cabeza pueden estar relacionados con problemas digestivos o con la ingesta de ciertos aditivos alimentarios, presentes, sobre todo, en las comidas procesadas. En este caso, la osteopatía visceral será de gran ayuda para mejorar los síntomas del dolor de cabeza.

Cefaleas tensionales y fisioterapia

Las cefaleas tensionales tienen un origen conocido: las cervicales. Este dolor de cabeza está muy vinculado al dolor de cuello o cervicalgia. Cuando los músculos de la región cervical se encuentran  en tensión o están contracturados, impiden la correcta irrigación de sangre al cerebro, lo que suele traducirse en dolor de cabeza.

El cuello es una de las zonas de nuestro cuerpo más expuestas a las tensiones del día a día. Las malas posturas, los gestos repetitivos o, simplemente, el estrés, hacen mella rápidamente en él. De ahí que sea importante evitar los malos hábitos posturales para prevenir la aparición de cervicalgias y cefaleas tensionales.

Dado el origen de la cefalea, las técnicas fisioterapéuticas son muy adecuadas para aliviarla. La terapia miofascial se utiliza para estirar las fascias, ese tejido fibroso que envuelve todas las estructuras de nuestro cuerpo, también la cabeza y la cara.

La punción seca es una técnica que actúa sobre los puntos gatillo, en este caso cervicales u occipitales, liberando la tensión que se puede haber acumulado en ellos.

El dolor de cabeza también puede tener su origen en la articulación temporo-mandibular (ATM). La disfunción de esta articulación se produce por causas diversas, desde bruxismo y problemas de oclusión dental hasta estrés, ansiedad o depresión. Uno de sus síntomas más comunes es, precisamente, la cefalea crónica.

El tratamiento fisioterapéutico de ATM pasa por utilizar diferentes técnicas de forma combinada, desde el masaje y los estiramientos hasta las dos que acabamos de mencionar, la terapia miofascial y la punción seca.

También la osteopatía puede ayudar a descontracturar el cuello, a través de la manipulación de las cervicales, buscando posibles nervios pinzados.

Como ves, desde la fisioterapia y la osteopatía contamos con diferentes tratamientos para aliviar el dolor de cabeza. Por esta razón, es muy importante realizar un diagnóstico correcto y conocer, en la medida de lo posible, el origen y las causas de la cefalea.

Author Info

Raquel Cámara

Fisioterapeuta, directora de Fisio Naciones

No Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *