);

Fisioterapia en el Barrio de Salamanca

Punción seca

La punción seca es una herramienta muy eficaz, dentro de las técnicas propias de la fisioterapia, para el tratamiento de muchos dolores de origen muscular que se demuestran rebeldes al tratamiento manual.

Consiste en pinchar con una aguja muy fina de acupuntura determinados puntos de los músculos, los denominados puntos gatillo o puntos trigger. Estos son puntos de máxima contractura muscular y muy sensibles al tacto por lo que pueden ser detectados por nuestros fisioterapeutas.

Los puntos gatillo miofasciales son nódulos o nudos ubicados en lugares muy concretos, dentro de los músculos, en las fascias. Están repartidos a lo largo de todo el cuerpo. El fisioterapeuta, gracias al conocimiento y la experiencia adquiridos, debe de saber localizar estos puntos.

Tratamiento con punción seca

Al tratar estos puntos con esta técnica, conseguimos no sólo la relajación de todo el músculo sino también la mejora del llamado síndrome del dolor miofascial. Esta mejoría se produce porque estos puntos, cuando están activos, pueden producir dolor referido o a distancia, en ocasiones incluso dolor crónico.

Tras la sesión de punción seca, el músculo se relaja, vuelve a recibir los nutrientes necesarios para su mantenimiento y, de nuevo, la eliminación de desechos sigue su cauce normal.

Después de conseguir la relajación del músculo, hay que reeducarlo para que su funcionamiento siga siendo normal y no haya recaídas.

En Fisio Naciones utilizamos agujas de acupuntura desechables de un solo uso, cumpliendo, de esta manera, con la normativa de Sanidad aplicable.