);

Fisioterapia en el Barrio de Salamanca

Conoce los síntomas del prolapso uterino

síntomas del prolapso uterino

Conoce los síntomas del prolapso uterino

El prolapso uterino se produce por el debilitamiento de los músculos y los tejidos que rodean este órgano. El útero se desplaza hacia la cavidad de la vagina y presiona sobre ésta. Es importante reconocer los síntomas del prolapso uterino para comenzar cuanto antes el tratamiento más adecuado.

Tanto la fisioterapia como algunos ejercicios hipopresivos nos ayudarán a fortalecer y reeducar nuestro suelo pélvico.

La dilatación de los músculos que se produce durante el parto vaginal es una de las causas más comunes del prolapso uterino

Prolapso, caída o desplazamiento

Es probable que hayas oído la palabra prolapso en diferentes contextos médicos. El prolapso es, sencillamente, la caída o el desplazamiento de un órgano o víscera.

Aunque se puede hablar de prolapso de iris, por ejemplo, lo más corriente es oír el término asociado a la caída de órganos ubicados en la región pélvica: útero, vejiga, vagina o recto.

El prolapso uterino está asociado, principalmente, con el envejecimiento de los tejidos y la reducción de estrógenos durante la menopausia

Aunque hay algunos hombres que sufren prolapsos –asociados a la próstata, generalmente-, son las mujeres las que, indudablemente, padecen en mayor grado este tipo de problemas.

A medida que los músculos y tejidos de nuestro cuerpo envejecen, es más fácil que se produzca el desprendimiento del útero, la vagina o la vejiga. Es importante prestar atención a los síntomas para tratar el problema lo antes posible.

Grados del prolapso uterino

La gravedad del prolapso uterino se mide en grados, del uno al cuatro. Los dos primeros estadios -1 y 2- son los más leves y se pueden tratar con éxito sin necesidad de cirugía y con métodos no intrusivos.

En un primer momento, el tratamiento se centrará en la recolocación de los órganos desplazados. Para ello, la fisioterapia cuenta con un amplio arsenal de técnicas manuales y ejercicios. Después, nos centraremos en el fortalecimiento y la reeducación del suelo pélvico.

Por supuesto, trabajar el tono y la buena forma de nuestro suelo pélvico no sólo es necesario una vez que padecemos un prolapso, sino que es muy recomendable ejercitarlo antes para prevenir la caída de los órganos de la región pélvica.

Síntomas del prolapso uterino

Centrémonos ahora en los síntomas del prolapso uterino más comunes. Incontinencia urinaria (en ocasiones, también fecal).

  • Sensación de presión sobre la vagina o de que hay un bulto en esa zona.
  • Pérdidas de orina.
  • Infecciones frecuentes de la vesícula.
  • Incremento del flujo vaginal.
  • Sangrado
  • Relaciones sexuales dolorosas.
  • Lumbalgia. El dolor lumbar puede estar causado por la presión del órgano desplazado.

Si padecemos alguno de estos síntomas, debemos consultar a nuestro médico o fisioterapeuta lo antes posible.

¿Por dónde empezar?

El prolapso uterino es un problema físico tratable y, básicamente, reversible. Se puede tratar con técnicas fisioterapéuticas manuales no invasivas, modificando algunos de nuestros hábitos de vida y ejercitando el suelo pélvico.

Como decíamos, las dos causas más comunes del prolapso uterino son los partos naturales vaginales y el envejecimiento de los tejidos y músculos (junto con la pérdida de estrógenos).

Hay otras causas que pueden producirlo, como la obesidad, el estreñimiento o la tos crónica. En estas situaciones se ejerce mucha presión sobre los órganos de la región pélvica.

El tratamiento del prolapso uterino no sólo se basa en sesiones manuales de terapia. Es importante tener una visión más completa del problema; nuestro fisioterapeuta será el encargado de analizar cada caso y ver cómo podemos mejorar en nuestro día a día y qué hábitos debemos evitar.

Entre otros, se centrará en:

  • La reeducación postural global.
  • La realización de tablas de ejercicios hipopresivos.
  • Evitar los abdominales tradicionales.
  • La necesidad de adelgazar en el caso de pacientes con sobrepeso.
  • Tratar los casos de estreñimiento.
  • Aconsejar la reducción de la práctica de deportes de impacto.

Author Info

Raquel Cámara

Fisioterapeuta, directora de Fisio Naciones

No Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *